AQUI hay TOMATE

Para dar y tomar

¿Salirse del euro?


¿Salirse del euro?

Vicenç Navarro
Catedrático de Políticas Públicas de la Universitat Pompeu Fabra
Ilustración de Mikel Jaso
Estamos viendo durante estos años de crisis el intento más intenso y masivo por parte de las autoridades de la eurozona –Banco Central Europeo (BCE), Consejo Europeo y Comisión Europea– así como del Fondo Monetario Internacional (FMI) de debilitar, en cada país de la zona euro, el mundo del trabajo, la protección social y el Estado del bienestar.
La evidencia de ello es contundente.
Recortes de derechos laborales y sociales y de gasto público social están ocurriendo a lo largo de los países de la eurozona, dándose con especial intensidad en los países de la periferia de la eurozona, conocidos como los PIIGS (Portugal, Irlanda, Italia, Grecia y España).
No pasa día sin que noticias sobre recortes y reducción de derechos golpeen las páginas de los rotativos de mayor difusión.
La generalización de tales medidas en la mayoría de países de la eurozona se presenta como un indicador de su inevitabilidad, es decir, de la necesidad de que se lleven a cabo para salir de la crisis.
La evidencia que se ha ido acumulando muestra, sin embargo, que tales medidas no sólo no están contribuyendo a la salida de la crisis y de la recesión, sino que la están empeorando.
Los datos reflejan claramente que tales políticas están reduciendo todavía más la demanda necesaria para estimular la economía.
Y puesto que la demanda generada en el sector privado está estancada (resultado en España del enorme agujero creado en la economía por el estallido de la burbuja inmobiliaria), el único sector que podría estimular la economía es el sector y el gasto público.
De ahí que la reducción de tal gasto público sea un gran error, pues imposibilita la salida de la crisis. De nuevo, la evidencia de ello es abrumadora.
Sólo los economistas y políticos neoliberales, que dominan los medios de mayor difusión, continúan repitiendo el dogma neoliberal que está ya profundamente desacreditado empíricamente.
¿Por qué entonces se están imponiendo tales políticas? Es más que dudoso que las autoridades de la eurozona y del Fondo Monetario Internacional no conozcan la abrumadora evidencia que muestra el fracaso de tales políticas.
El hecho de que, a pesar de ser conscientes del daño de tales políticas al bienestar de la mayoría de la ciudadanía y a la propia economía, continúen imponiéndolas se debe a que están utilizando esta situación de enorme crisis (acentuándola incluso) a fin de forzar con mayor contundencia lo que los grupos dominantes en estas instituciones (el capital financiero, es decir, la banca y las grandes empresas transnacionales) siempre han deseado: debilitar al mundo del trabajo y al Estado del bienestar.
Más y más información se está haciendo pública mostrando el tipo de presiones que tales organizaciones (y, muy en especial, el BCE y el binomio Merkel-Sarkozy) han estado realizando para que los gobiernos reciban “ayudas” (lo pongo entre comillas porque un porcentaje de tales transferencias está encaminado a que los estados receptores puedan pagar sus deudas públicas a los bancos alemanes y franceses, entre otros).
El Banco Central Europeo supedita estas ayudas –en forma de compra de deuda pública– a que hagan reformas que claramente debiliten el mundo del trabajo (tales como eliminar la indexación de los salarios o la descentralización de los convenios colectivos) y reduzcan sus estados del bienestar (tales como la privatización de las pensiones o de los servicios sanitarios), todas ellas medidas que tienen muy poco que ver con la génesis de la crisis o con la salida de ella.
El argumento que utilizan para justificar la imposición de tales políticas es que aumentarán la competitividad de la economía de los países PIIGS y con ello aumentarán las exportaciones, que debieran ser el motor del crecimiento económico y la salida de la crisis.
De nuevo, la evidencia existente (que es también bastante abrumadora) cuestiona que los países PIIGS puedan salir de la crisis a base de tales políticas, pues el mayor problema que tienen estos países no es ni su inexistente elevado gasto público, incluido el social (que es de los más bajos de la UE), ni la falta de competitividad (las exportaciones han continuado creciendo en España durante la crisis), sino su escasísima demanda.
Pero el hecho de que la evidencia muestre que este argumento es erróneo o falso no les frena para que continúen imponiendo tales políticas, admitiendo, como hacen los economistas Kenneth Rogoff y Carmen Reinhart, muy influyentes en el FMI, que el impacto de tales políticas supuestamente positivas no se verá por mucho tiempo, de diez a quince años a partir de ahora.
Esta situación es insostenible e intolerable. Condena a varias generaciones a un futuro miserable. De ahí que debiera considerarse lo hasta ahora impensable: la salida de España del euro.
No hay duda de que sería un paso difícil, pero no necesariamente peor que lo que se predice para los próximos diez y quince años.
Alternativas, en contra de lo que dicen Rogoff y Reinhart, existen.
Salvando las diferencias (que las hay) entre Argentina y España, el hecho es que Argentina en 2001, tras romper la paridad con el dólar y las políticas impuestas por el FMI, bajo el Gobierno Kirchner, recuperó su propio control del valor de la moneda y de su Banco Central, permitiéndole en tres años que su PIB fuera ya el que existía antes de la crisis, siendo a partir de entonces el país de América Latina que ha tenido mayor crecimiento económico.
Letonia, en cambio, siguió las políticas que está imponiendo el FMI y hoy su PIB es un 20% inferior al que tenía al iniciarse la crisis.
Es importante que para el bien de las clases populares se inicie un debate en España sobre los excesivos costes de pertenecer al euro, y de los que la población parece ser ya consciente.
Según una reciente encuesta, el 70% de la población española tiene mayores reservas hacia el euro. ¿Cuándo se iniciará tal debate en España?

Debemos romper con Europa y salir de forma inmediata del euro

Es una entrevista de hace 20 días en Diari de Tarragona.

Pero la publicamos porque por fin se empiezan a escuchar voces acreditadas hablando del “tabú”, y sin ambages.

Dejando claro, eso sí, que el profesor Oliveres siempre habla claro, es una de las valiosas excepciones. Y por esto fue galardonado ayer como personalidad ética del año en la tercera edición del premio Proteus de Ética y recibió también ayer el 28 Premio internacional Alfonso Comín por su cruzada contra las injusticias.

———————————————- ————

Dos días después de las elecciones, ¿es el momento de presentar nuevas medidas de contención del gasto público?
No lo es ahora ni lo fue antes. El Govern está maltratando el Estado del Bienestar en temas básicos, introduciendo conceptos como el copago. Además están cargando la presión a las clases más desfavorecidas, en lugar de hacer cosas básicas como subir el impuesto de sucesiones. Es un verdadero desastre. En todo caso deben rebajar gastos inútiles como el circuito de Montmeló y cosas por el estilo.

¿Qué supone la aplicación de un tiquet moderador para no abusar de la compra de medicamentos? 
Es una forma de pago para la gente que va muy a menudo al médico, a veces por cuestiones que no merecen una visita, y piden más medicamentos de los que son estrictamente necesarios. No estoy diciendo que la sanidad pública no deba sufrir ajustes, pero creo que están dando los primeros pasos para privatizar el sistema sanitario catalán, cuando antes teníamos uno de los mejores modelos.

 

¿Qué propone?
Que aumenten la fiscalidad, que inspeccionen mejor la renta de sociedades. Lo que sea, pero ahora están actuando como la derecha pura y dura.

El Govern advirtió que tiene previsto prorrogar los presupuestos de 2011 hasta mediados de febrero. ¿Qué puede suponer?
Es una solución que se ha adoptado en muchas ocasiones, cuando no se ha llegado previamente a un acuerdo. Aunque voy a decirle una cosa que puede parecer cínica: si siguen con este trato social, cada vez más a la baja, es mejor que sigan con el presupuesto del año pasado.

A nivel Estatal tampoco conocemos las cuentas. ¿No podrían haber esperado? 
Supongo que estarán muy enterados de los planes de Rajoy porque, si no, es un momento muy inoportuno.

El anuncio de las medidas se produce después de que el Partido Popular asegurara el lunes que no habrá pacto fiscal. ¿Están presionando para justificarse?
No. Yo estoy a favor del concierto económico. ¿Pero a qué se refieren: al déficit fiscal? Son 18.000 millones de euros, repartidos por los 7 millones de catalanes. Esto significa que no son ni 3.000 euros per capita. El déficit fiscal es un mito. La Generalitat tiene capacidad para hacer inspecciones tributarias más severas, también más inspecciones laborales, para eliminar la economía sumergida y  establecer unos impuestos propios. Y no lo hacen.

¿Culpar al sistema de financiación es una excusa?
Claro que sí.

Y después, ¿qué vendrá?
Es un tema que no depende en exclusiva de la Generalitat, ya que también está el Estado y la Unión Europea. Debemos romper con Europa, que no puede mantenerse, y salir de forma inmediata del euro. Es un sistema perverso que está empobreciendo las clases más necesitadas.

¿Qué espera de la política económica del nuevo Gobierno?
Más desastres.

Hay que salir del Euro ya

http://www.diaridetarragona.com/economia/062316/debemos/salir/europa/romper/forma/inmediata/euro

Hay que salir del Euro ya Salida del euro

Ya llegó. Cuando los catedráticos, economistas y políticos de peso empiezan a decir lo que llevo diciendo durante años, es que estamos por el buen camino. ¡Hay que salir de euro ya!

Adjunto tres artículos relacionados con este tema que han salido en la prensa en estos días.

Daniel Estulin

Hay que salir del Euro ya FirmaDanielEstulinblog21

Hay que salir del Euro ya separadornegro4

Gustavo Bueno: «No entiendo que nadie haya planteado todavía que España abandone la UE»
El sociólogo Rodríguez Buznego advierte de que las decisiones «no van en la línea de la arquitectura comunitaria» seguida hasta ahora.

Publicado en LNE.es Asturias

Hay que salir del Euro ya 2011 12 07 IMG 2011 12 07 12 10 16 bueno

OVIEDO, E. M. Gustavo Bueno está al margen de todas las argumentaciones clásicas sobre Europa. El filósofo hace añicos el discurso mayoritario y reflexiona acerca de la posibilidad de que España abandone la Unión, una hipótesis que no figura en la agenda de ninguna organización política o económica de relevancia. «Lo que me extraña es que no he visto a nadie que se plantee la idea de que nos vayamos», expone. «Todas estas cuestiones sobre lo que hacen Merkel y Sarzoky se producen porque existe el axioma de que tenemos que pertenecer a esta organización. No comprendo por qué ningún ministerio o sección ha propuesto que salgamos del euro y de todo lo demás», prosigue. «Es muy mala señal», remata.

 

Bueno considera que «la gente vive como una gallina pegada a la raya de tiza, sin levantar los ojos, como si ser comunitarios fuera un dogma de fe». Además, advierte de que las pretensiones con las que se llega a la cumbre de dentro de dos días «generarán para nosotros una dependencia de Francia y Alemania de, al menos, cincuenta años». «Creo que el señor Rajoy aspira como mucho a ocupar la cuarta posición en el contexto europeo, lo que me parece un objetivo no demasiado ambicioso», sostiene.

«Siempre supe que, en ciencia, se deben plantear hipótesis. Así que no entiendo por qué los economistas u otros expertos no hacen estudios sobre alternativas a seguir como estamos», argumenta. «¿Por qué no se comenta esa opción? Sólo hay fijación y obstinación en lo mismo», recalca.

Hay que salir del Euro ya Separador Daniel Estulin 2

España debe salirse del euro o sufrirá una crisis mayor que la Gran Depresión, según AIG – Cotizalia – Eduardo Segovia.

Por fin parece que todo el mundo -incluido el Gobierno- ha aceptado que España se enfrenta a una crisis grave. Pero dicha gravedad puede ser mucho mayor todavía, hasta rozar lo catastrófico, si hacemos caso a algunas opiniones que llegan del exterior. Y no se trata sólo delFinancial Times y su supuesta inquina hacia España, sino de la gran banca de inversión. En un informe absolutamente demoledor al que ha tenido acceso El Confidencial, Banque AIG (filial de la norteamericana AIG, la mayor aseguradora del mundo) concluye que, o bien nuestro país abandona la moneda única para poder devaluar, o bien tendrá que afrontar una crisis “mucho peor que la Gran Depresión de los años 30″.

Esta entidad no es la primera que plantea un escenario catastrofista. Ya en agosto Morgan Stanley incluía entre sus hipótesis para la crisis española una repetición de la crisis del Sistema Monetario Europeo de 1993-94, con consecuencias nefastas para nuestro sistema financiero, aunque no lo consideraba su escenario más probable. La semana pasada era Chevreux (filial deCrédit Agricole) el que volvía a la carga anunciando que la morosidad de las cajas llegará al 6,5%el próximo año y que varias de ellas tendrán que ser rescatadas. Pero nadie hasta ahora había llegado tan lejos como la aseguradora norteamericana al pronosticar casi el apocalipsis para nuestro país.

El informe de Banque AIG, que firma su estratega jefe, Bernard Connolly, no es un análisis de mercado al uso, sino que incluye consideraciones de orden comunicacional, político y hasta filosófico. Su título es ‘Solbes, Almunia y la danza de los siete velos’, en referencia a la actitud de las autoridades española de usar una “serie desesperada de tácticas dilatorias, enmascarando más que revelando” la realidad de la crisis (a diferencia de la danza bíblica, en la que el desnudo progresivo de Salomé tenía como objetivo incrementar la excitación de Herodes para lograr la cabeza de Juan el Bautista).

“Pero la verdad desnuda en este caso es de todo menos agradable: es que España no se recuperará en ningún momento en el futuro predecible y, en vez de eso, está condenada a la depresión, la deflación y suspensiones de pagos generalizadas si permanece en la Unión Monetaria”, sentencia este analista. Ahí está la madre del cordero, porque Connolly es un conocido opositor a la moneda única europea y autor del libro sobre este asunto ‘El corazón podrido de Europa: la guerra sucia por el dinero europeo’. A su juicio, por tanto, la pertenencia de España al euro no ha sido en absoluto beneficiosa para nuestra economía en la época de expansión y ahora es el gran impedimento para salir de la crisis.

Deflación, depresión y desempleo

Su demoledora conclusión se infiere de un análisis de las posibles opciones que tienen las autoridades españolas para salir de la crisis.

Así, considera que, una vez que ha estallado la burbuja crediticia y que la demanda interna se ha hundido, la única solución para que ésta se recupere es reemplazar la inundación de crédito de los últimos años con otras fórmulas que adelanten a la actualidad el gasto futuro.

Pero eso es casi imposible. La solución más fácil, bajar los tipos de interés, no está en manos españolas precisamente por nuestra pertenencia al euro, sino en las de Jean-Claude Trichet.

En segundo lugar están las medidas de política fiscal -incrementar el gasto público o bajar los impuestos-, que siguen siendo competencia nacional dentro de los límites que también impone Bruselas.

Pero ahí el Gobierno también tiene las manos atadas por la “demoledora situación presupuestaria, que ahora por fin está siendo revelada”.

En tercer lugar, tenemos una devaluación de la divisa -que debería ser enorme en términos reales- para recuperar competitividad, algo también imposible dentro de la Unión Monetaria; y una devaluación del euro, que sería un sustitutivo para España es totalmente impensable -aunque la divisa europea ha caído con fuerza frente al dólar en los últimos meses-. Finalmente, Connolly también considera imposible un rescate fiscal de los países con problemas presupuestarios por aquellos que tienen superávit dentro del euro.

Así las cosas, “parece inevitable que, mientras España permanezca en la Unión Monetaria, la única salida aplicable será la de forzar una enorme deflación nacional por la vía de una prolongada depresión y una subida masiva del desempleo”. “Es decir, España afrontará unas condiciones económicas mucho peores que las de la Gran Depresión de los años 30.

Y las perspectivas de depresión y deflación se asocian casi inevitablemente a unas suspensiones de pagos generalizadas”, concluye.

Algo que agravará todavía más la situación del sistema financiero -esta situación provocará una retirada de fondos de las entidades-, lo que alimentará un círculo vicioso.

El Gobierno dejará caer la economía

Connolly se pregunta si nuestro Gobierno está dispuesto a llevar a la economía española a la quiebra generalizada. Y su respuesta es que sí, por las tendencias intervencionistas y estatistas del Ejecutivo de Zapatero y, sobre todo, porque salirnos del euro no es una opción viable por una cuestión cultural: los españoles asociamos a Europa con la democracia y la modernidad, por lo que cuestionar algo de Europa, “aunque sea la catastrófica Unión Monetaria” es casi franquista, opina.

“Nuestra sospecha es que, en cualquier caso, las autoridades españolas están preparadas para ver a los agentes económicos entrar en quiebra y quizá para algo mucho peor”, sentencia.

Respecto la comunicación, este analista es igual de demoledor: “Se puede sostener con bastante base que se han dicho más tonterías sobre la economía española en los últimos tiempos que sobre cualquier otra”, afirma después de repasar las fases por las que ha pasado nuestro ejecutivo desde que esperaba que la economía siguiera creciendo el 4% eternamente -pese a que la productividad no ha crecido nada en la última década- hasta que la semana pasada Solbes admitió la posibilidad de recesión. Y no sólo por parte del Gobierno español, sino que mete en el mismo saco al comisario europeo Joaquín Almunia, para concluir que “el valor añadido intelectual en este debate es negativo”.

Frente a este escenario y estas críticas, habrá quien argumente que no es AIG precisamente nadie para dar consejos por su delicadísima situación: se ha desplomado en bolsa, pueden bajarle el rating, tendrá que vender activos y, al final, puede convertirse en el próximo Lehman Brothers.

Pero, por esa regla de tres, habría que quitarle validez a todos los análisis de entidades muy afectadas por la crisis financiera, como Citigroup o UBS, y, en general, a los de toda la banca de inversión internacional.

Hay que salir del Euro ya separadornegro4

Artículo Anguita en el Economista.

Anguita: España debe salir del euro y nacionalizar sectores estratégicos

Europa Press16/11/2011 – 13:48

El que fuera coordinador general de Izquierda Unida entre 1989 y 2000, Julio Anguita, ha propuesto como una de las medidas para salir de la crisis la salida de España del euro, así como la nacionalización de los “sectores estratégicos”.

En un artículo en la revista Números rojos, Anguita propone un nuevo modelo económico y social porque la crisis no es “efecto colateral” del sistema actual, sino “consecuencia de su propia razón de ser”.

Se muestra convencido, además, de que ese cambio es “técnicamente posible” y sólo necesita para su aplicación “el consenso y la participación democrática de la ciudadanía”.

El exdirigente de IU propone así mismo un decálogo de medidas en el que incluye un salario mínimo interprofesional de mil euros al mes, ninguna pensión por debajo de esa cifra, banca pública y dejar sin efecto los desahucios de quienes demuestren que no pueden pagar su hipoteca.

Publicado por Daniel Estulin a las 12:45

Anuncios

Navegación en la entrada única

Un pensamiento en “¿Salirse del euro?

  1. Precisamente este artículo es uno de los que da pie al aálisis sobre cómo se sale del euro de este “humilde” post http://bit.ly/yIIY3Z Los griegos estan más cerca de una situación en que salirse del euro no sea hard to do.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: